Log in

La Inter apuesta por las bases mientras los delegados de sector se enfrentan entre ellos

InterJCF

La InterAgrupación supedita la fecha de la reunión con Pere Fuset a conocer primero la opinión de los presidentes. Mientras, los delegados de sector de JCF se enzarzan en una trifulca interna por entender muchos de ellos que son utilizados por el concejal. Alguno de los delegados ya afirma haber “ganado la mano a la InterAgrupación”.

Las reuniones del día de ayer resultaron de lo más esclarecedoras para ver los diferentes posicionamientos de cara al diálogo anunciado el pasado viernes. Por un lado, los denominados ‘superdelegados’ se reunían con el concejal a puerta cerrada, alcanzando una serie de acuerdos que han suscitado hoy un notable revuelo. Una conversación, la de los cinco ‘superdelegados’, donde según ha trascendido, le volverían a reiterar al concejal el deseo de que volviera a los plenos y asambleas, cumpliendo así con su cometido. Por su parte, Fuset mantendría su posicionamiento inicial, alegando nuevamente una condición ineludible para volver a presidir: el que se apruebe o rechace la convocatoria de un Congreso Fallero por parte de la Asamblea de Presidentes, y para ello que sean los delegados quienes sondeen a sus sectores. Una postura, la de su regreso, que igual podría variar, quedando abierta la posibilidad de retornar pronto, aunque de momento solamente sea a los plenos.

Posteriormente los ‘superdelegados’ se reunirían con el resto de compañeros electos, trasladándoles la información y presuntos acuerdos que, al parecer, han desatado la polémica, ya que van desde la prohibición de no poder opinar de diversos temas en el grupo de WhatsApp, a que sean los delegados los que pregunten en sus respectivos sectores la voluntad o no de realizar un Congreso Fallero, trasladando la respuesta y votando en la próxima Asamblea. Unos puntos que han sembrado la discordia entre los propios delegados de sector.

A preguntas de Actualidad Fallera, varios delegados de sector afirman abiertamente que su cometido como electos es aquel que les indiquen sus presidentes del sector, siendo emisarios de estos y no estando entre sus cometidos ser utilizados por parte del concejal para sus intereses.

La situación comprende diversos tira y aflojas, así como algunos asuntos más que saldrían a la palestra, y que han acabado enturbiando una reunión que finalizaría con la presencia del propio Fuset, quien, según fuentes de los delegados de sector, habló de los actuales y recurrentes ‘puentes’, indicándoles que eran ahora ellos los interlocutores ‘buenos’, lo que se entendería como una clara alusión al papel actual de la InterAgrupación de Fallas de Valencia.

De hecho, ha resultado llamativo a muchos delegados que ciertos compañeros que antes criticaba abiertamente el comportamiento del concejal, hablen ahora de unión diciendo abiertamente en una nota de voz que “por primera vez creo que le hemos ganado la mano a la InterAgrupación”.

En el ambiente quedaba también el posicionamiento del concejal de cara a la próxima Asamblea Extraordinaria de Presidentes, la del nombramiento de las Falleras Mayores de Valencia, un hecho, el de su asistencia, que sigue levantando ampollas entre el colectivo fallero, quienes no entienden hablar de despolitizar la fiesta no acudiendo a las asambleas de presidentes, pero sí a una asamblea extraordinaria como la del próximo 10 de octubre junto al alcalde.

La mañana de hoy ha resultado muy movida entre los delegados de sector, que no entienden el posicionamiento de algunos de sus compañeros, a los que achacan de pegar la ‘cabotà’ sin conocer la opinión de sus propios sectores.

La InterAgrupación pospone su reunión con Fuset hasta conocer la opinión de los presidentes

Por su parte, el presidente de la InterAgrupación, Jesús Hernández Motes, se reunía ayer tarde con Javier Tejero, vicepresidente de JCF; Ramón Estellés, secretario general y Ramón Lluch, asesor de presidencia. Una reunión afable y distendida, de cerca de cuatro horas, donde fueron puestos sobre la mesa diversos aspectos que contradicen cualquier intento de puente o diálogo. Sin ir más lejos, la opinión del secretario de actas, Lluis Mesa, publicada hoy mismo en el rotativo Levante-EMV.

Ante la postura indicada desde el ente burocrático, el presidente de la Inter indicaría que serían los presidentes de falla los que trasladarían la consulta a sus falleros, algo que no gustó a los integrantes de la directiva de JCF, que ya habían acordado el posicionamiento con los ‘superdelegados’, esgrimiendo que no habían quedado de esa forma en el mes de julio. La contestación que recibieron fue muy concreta: la baraja se había roto desde que el concejal, desoyendo la petición de la Inter formulada después de escuchar la voluntad de los presidentes de falla, había publicado la encuesta fallera; una encuesta que no les representaba y de la cual dudaban de su legalidad. Hay que recordar que la Agencia de Protección de Datos inició en verano un procedimiento de declaración de dos infracciones muy graves contra el Ayuntamiento de Valencia por una presunta infracción del artículo 7.2 de la Ley Orgánica de Protección de Datos en la formulación de esta encuesta.

La InterAgrupación supedita la fecha de la reunión con Pere Fuset a conocer primero la opinión de los presidentes de falla, los cuales se reunirán en una sesión convocada para el próximo 5 de octubre.

La Inter, en todo momento, explicó que apuesta por el diálogo, siempre que sea sin condiciones, y reclama nuevamente una reunión con el alcalde, Joan Ribó.

Guardar

Guardar

Canal Youtube

Canal Youtube

Publicidad