Log in

La Gran Nit llena Valencia de música, magia, diversión y colorido

69-1

Y es que, además de poder ver en directo y de forma gratuita espectáculos para todos los gustos y público, a la Gran Nit de Juliol se le unieron también siete museos que tuvieron sus puertas abiertas hasta la madrugada del domingo como fueron el Museo Histórico de la Ciudad, por el que pasaron más de 6.000 personas desde las 22 horas hasta las 02 de la madrugada del domingo, la Lonja, L'Almoina, el Museo Histórico Municipal, Fundación Bancaja, Museo de las Rocas y L'Almudín.

Sin olvidar, el Mercado Central, que se convirtió además en el punto de partida de este día tan especial de la Feria de Julio con una actuación de la tuna que dio la bienvenida a una jornada repleta de ocio y divertimento. A las ocho de la tarde, la Banda de Cornetas y Tambores San Luis Bertrán de la Fonteta fueron testigos de la inauguración oficial con un pasacalles desde la plaza de la Reina hasta la plaza de la Virgen.

69-7

Fue en ese momento cuando echó a rodar una Gran Nit de Juliol repleta de vida por toda la ciudad. Desde cuartetos de cuerda que amenizaron a los asistentes, pasando por danzas y jotas valencianas, caricaturistas, acrobacias increíbles con un grupo de origen árabe Tánger Show y otras acrobacias cómicas y malabares a cargo de Titola Teatre, una orquesta de cámara, obras de teatro de Camaleón Teatro, 'play-backs', jazz, mariachis mejicanos, voces impresionantes con Il Bello Canto, un gabinete de curiosidades con el Circo Gran Fele, puls i púa, un mercado medieval, flamenco con fusión y simpatía del grupo Albadulake y estética y perfección de la consolidada bailaora Sara Baras en los Viveros o circo teatro con los Infoncundibles.

La mayoría de los espacios designados a las actuaciones fueron un hervidero de gente y entre las que destacaron las más de 5.000 personas que pasaron por la Plaza del Pilar, las 4.200 que se acercaron por la plaza de la Merced y los miles y miles de ciudadanos que acudieron a la plaza de la Virgen a ver todo tipo de espectáculos que comenzaron a las 20 horas. Por ejemplo, la Iglesia de San Martín se quedó pequeña para escuchar música clásica y se calcula que 2.000 personas abarrotaron este templo religioso.

A medida que pasaban las horas, los miles y miles de participantes disfrutaban paso a paso y en muy pocos metros de distancia con una interminable lista de espectáculos. Como el que visionaron en la calle de la Paz con un desfile impresionante de animales hinchables, esculturas gigantes y dinosaurios a cargo de Maduixa Teatre, Brotons y los holandeses Close Act. Cerca de 10.000 personas se agolparon a lo largo y ancho de la calle, así como en torno a la plaza de la Reina. No cabía un alfiler.

Todo ello sin olvidar la majestuosidad del castillo de fuegos artificiales que disparó la Pirotecnia Turís en la Marina Real Juan Carlos I, junto al edificio de Veles i Vents, que hicieron las delicias de los más de 28.000 asistentes que se acercaron a esa zona de Valencia en una noche bastante calurosa.

El colofón de la Gran Nit llegó ya de madrugada con la actuación de la Orquesta Avatar en la verbena popular que tuvo como escenario la plaza de Viriato y en la que la gente, tras toda una noche mágica de eventos, se dejó llevar de una Gran Nit de Juliol inolvidable.

69-2

69-3

69-4

69-6

94-2

91-1

95-3

71-1

Fotografía: Josep V Zaragoza – Armando Romero

Publicidad