Máximo Betro apuesta por la orfebrería valenciana. La empresa Máximo Betro se ha convertido en una firma de referencia tanto en el mercado nacional como internacional. Con más de veinticinco años de experiencia en el sector, en 2008 vería la luz un nuevo proyecto que bajo el nombre de Máximo Betro busca asentar las bases de una joyería actual desde sus instalaciones de Foios.

Máximo Betro es una firma netamente valenciana, que cuenta con Calificación Artesana expedida por el Centro de Artesanía de la Comunidad Valenciana. Un compromiso con la tradición de la joyería valenciana en manos de un equipo que ha logrado llegar a más de 30 países de nuestro entorno. A la consolidación nacional de la empresa, la firma suma su presencia en países como Portugal, Alemania, Reino Unido, EEUU y Japón, así como una sólida presencia en ferias internacionales del sector como Madrid-Joya, Inhorgenta (Múnich, Alemania) y desde este año en la JCK Las Vegas (EEUU).

El objetivo es ofrecer un producto de primera calidad, cuidando con mimo cada detalle. Los mejores cierres, más seguros y cómodos se combinan con la utilización metales preciosos antialergénicos. Y todo con la garantía de la empresa y la etiqueta que garantiza la autenticidad del Cristal Swarovski®, la cual actualmente solo está autorizada a utilizar la firma Máximo Betro. “Conseguimos emocionarnos y emocionar a las mujeres que lucen nuestros diseños. Ellas son nuestra prioridad, pudiendo personalizar colores, tamaños, y acabados de cada una de las piezas, las cuales les garantizaremos de por vida”, afirman.

La apuesta se manifiesta en la línea de creaciones para la indumentaria tradicional. Un trabajo de documentación previo de la joyería tradicional, con principal atención a los siglos XVIII y XIX, logrando plasmar sobre el papel diseños que combinan la esencia de cientos de años de historia.

Los aderezos Máximo Betro son fruto de una gran investigación, buscando transmitir la emoción fallera con la originalidad y creatividad que atesora la firma.

“Somos falleros y nos hemos propuesto poner toda nuestra experiencia al servicio nuestra tierra a la que tanto tenemos que agradecer. Las Fallas son fuente de historia y tradición, ejemplo del buen hacer artesano”.

En las Fallas de 2019, la cantante Soraya Arnelas, fallera de honor de la comisión Sueca-Literato Azorín, lució en la ofrenda floral a la Virgen de los Desamparados de Valencia un aderezo de Máximo Betro estilo siglo XVIII en forma de lazo, inspirado en joyas de la época pertenecientes a la Casa de Alba. El aderezo se realizó en bronce, con baño en oro de 24 Kilates, ‘totalmente antialérgico’, con una elaboración a mano del metal para conseguir fondos mates y biseles brillo. La obra se engastó con más de 600 cristales de Swarovski® redondos, cuatro lágrimas en color light colorado topaz y más de 150 perlas cultivadas.

Desde Máximo Betro nos dan a conocer su colección para las Fallas 2020 e invitan a dejar volar la imaginación para transformar y personalizar los aderezos.

“Llámanos y ven a visitarnos, podrás ver cómo se crea tu aderezo. Puedes encontrarnos también en tiendas especializadas”, concluyen.

Artículos relacionados

Margarita Vercher, en la Pasarela Algemesí Margarita Vercher, en la Pasarela Algemesí" >Margarita Vercher, en la Pasarela Algemesí
Agustín y Amaia participaron en la XI Pasarela Algemesí Agustín y Amaia participaron en la XI Pasarela Algemesí" >Agustín y Amaia participaron en la XI Pasarela Algemesí